Mai Blanco es una artista visual afincada en Barcelona desde hace más de una década, con su obra enfocada hacia la pintura vuelca sus pinceladas hacia el retrato y la introspección en donde busca reinventarse y conocerse mediante lienzos de carácter despreocupado que se acercan a lo figurativo, pero mantienen una frescura única que convierte el arte de la pintora en un estilo. Somos grandes admiradores de los universos que surgen en sus lienzos, las expresiones de sus retratos y esa paleta de colores tan peculiar. Nos hemos plantado en la casa/taller de Mai para ser parte de su proceso de creación y visitar los rincones que la inspiran.

 

 

Que es casa para ti?

Nuestros antepasados primitivos cuando se establecían en lugar nuevo, debían consagrarlo a través de un ritual que representaba la recreación del origen del universo de acuerdo a su cosmogonía (matar al dragón o a subirse a la serpiente…). esa era su forma de ordenar y domesticar el caos natural de las cosas. La Montaña Sagrada o los templos son ejemplos de arquetipos del centro del mundo, un punto de reunión entre el cielo, la tierra y el infierno, que equivalen a la existencia real, duradera y eficaz. Para mi “casa”, es algo que va más allá del espacio arquitectónico, representa mi centro del universo, un lugar sagrado, el Imagos Mundi de mi Cosmogonía personal, un espacio divino de creación y sobre todo un lugar seguro.

Como definirías tu casa, que personalidad crees que tiene?

En mi casa conviven dos personalidades, por lo que la casa es un proyecto común. A mi pareja le encanta la arquitectura y ambos coincidimos en la importancia de tener una casa que sea reflejo de nuestra personalidad. No obstante él tiene su estudio fuera, mientras que yo trabajo todo el día en casa, por lo que inevitablemente mi presencia se impone bastante: mi casa es sobre todo una casa taller.

La casa está en un edificio del siglo XVII, el peso de la historia es algo que está ahí y se percibe de alguna manera. Es una casa luminosa y alegre que da a una plaza con árboles frondosos, me gusta pensar que tiene cierto aire rural, de casa de pueblo. De hecho tal como se están poniendo los alquileres en Barcelona pronto iremos a vivir a una Masía en medio del monte o en algún pueblo cerca del mar, rodeados de silencio, gallinas correteando,  y un gran taller donde poder ensuciar libremente sin reparo!

Crees que tu casa influencia tu trabajo y viceversa? de que manera?

Por supuesto! vivo en mi taller, mi casa está llena de bocetos, cuadros inacabados, botes de pintura, huele a óleo y a veces hasta intoxico con disolventes a mi abnegado compañero, que sufre mucho cuando llega a casa…jajaj!  Lo mismo pasa a la inversa, mi casa es un lugar muy agradable donde trabajar, eso no solo me inspira, sino que me permite estar días recluída casi sin salir. Por otro lado, si bien es cierto que internet ha hecho mucho para que el lugar donde trabajas importe menos, imagino que si viviera en el campo pintaría más campo, estaría influenciada inevitablemente por la naturaleza y el entorno, pero como vivo en la ciudad y los rígidos elementos del paisaje urbano no me interesan demasiado, el foco se va más hacia el interior, hacia la psicología, la cultura cotidiana, el cine, la fotografía, los libros que leo, la música que escucho, etc.

Barcelona influencia tu trabajo?

Por un lado está el lugar donde naces, que es un núcleo duro y profundo que se lleva en las entrañas y luego está el lugar dónde decides vivir. Barcelona es la ciudad que escogí con 18 años para transplantarme, una tierra con su luz propia y su ideosincrasia, en la que mi raíz astur se ha alimentado, ha crecido y madurado durante años. Aquí he ido a la universidad, he conocido a gente de todo tipo, he amado, he odiado, me he ido, he vuelto, me he mudado de casa doce ó trece veces. Es la vida, no se puede escapar de eso. 

Un disco o una canción para trabajar desde casa.

El nuevo disco de mi paisano Pablo Und Destruktion “Predación” es una cosa muy seria, pura inspiración.

Si pudieras conocer la casa de alguna persona cual elegirías?

La última casa donde vivió Picasso, una mansión milenaria al sur de Francia, conocida como “La Guarida del Minotauro”.  Allí vivió durante los últimos doce años de su vida con su esposa Jacqueline, pintando, esculpiendo y modelando cerámica. Tanto el interior como los jardines fueron diseñados por el artista.

Háblanos de tus proyectos futuros, cuales son los planes de Mai para lo que resta del año.

Suelo trabajar con objetivos a corto plazo, es mi forma de focalizar y no volverme loca pensando demasiado en el futuro. Ahora mismo estoy trabajando en una exposición individual que espero salga a la luz pronto. Ya os avisaré para que vengáis a la inauguración!

Nos encantaría que nos recomendaras 5 proyectos o personas que están comenzando a hacer las cosas con el pie derecho.

Este año en Arco descubrí la obra de la pintora alemana Kati Heck, para mi fué la gran revelación de la temporada. Guim Tió porque no deja de buscar, reinventarse y superarse en cada trabajo, esa cualidad define para mi a un gran artista. Laura López Balza, ademas de ser una gran pintora conserva la espontanedad y frescura en su trabajo. El proyecto musical de Fee Reega artista genuína y poderosa donde las haya. Las chicas de Blä con sus diseños de ropa unisex para niños la van a petar.    

Cuando escuchas la palabra kokomo que te viene a la mente?

Algo blandito y esponjoso de procedencia asiática tropical.

 

FEE-REEGABETH-GIBBONSMARCOS-AL-LLITPATTI SMITHPJ-HARVEYBRUXASOBREMESA

http://www.maiblanco.com

 

 

© Kokomo Magazine